El Castrillón de Teifaros

Vista general del Castrillón de Teifaros, (Imagen: Eduardo Pérez-Fernández © 2018)

Localización

Teifaros, parroquia de Andés, Navia

Referencias y Catalogación

Identificado en 1970 por José Manuel González y Fernández Valles, siendo añadido a su catálogo de castros de 1976. Incluido en el catálogo de castros marítimos realizado por Jorge Camino Mayor en 1989 y publicado en 1995 y en la Carta Arqueológica del concejo de Navia elaborada entre 1991 y 1994 por Bernardino Díaz Nosty y Gerardo Sierra Piedra

Régimen de Protección Legal

Incluido en el Inventario del Patrimonio Cultural de Asturias (IPCA) del 23 de diciembre de 2013 y en el Catálogo Urbanístico del concejo de Navia.

Descripción

Se emplaza en en el extremo terminal de una península rodeada por acantilados salvo en el sector meridional, por el que se une al continente a través de un brazo de tierra.

Planimetría con representación de las estructuras reconocidas a partir de datos LIDAR (PNOA 2012) del Castrillón de Teifaros (Diseño: Eduardo Pérez-Fernández © 2020)

El recinto se adapta a la forma de la península, presentando una planta irregular con tendencia subtriangular. Su superficie, de unas 20 áreas, se dispone escalonada hacia el N. Presenta una longitud máxima en su eje NE-SW de unos 47 metros y en torno a los 44 metros el eje E-W (Camino, 1995:83-87).

Sistema defensivo del Castrillón de Teifaros desde el SW. (Imagen: Eduardo Pérez-Fernández © 2018)

El sistema defensivo se concetraba en el frente meridional y estaba compuesto por una serie de cuatro fosos separados por tres parapetos intermedios.

 

El foso interno tiene una longitud de 35 metros. Su cara interna conserva una profundidad de tres metros en su segmento occidental y de 1,5 metros en restante. El segundo foso alcanza una longitud superior, unos 47 metros, con una profundidad de 3,5 metros en su vertiente externa y 3 metros en la interna. El tercer foso es el mayor, unos 65 metros, con una profundidad que varía entre los 2 metros en su pared externa y hasta 4 metros en la interna. El último es el menor, 20 metros de longitud, y discurre solamente por el sector oriental. Su cara externa conserva una profundidad de 2 metros frente a la interna, de apenas 1 metro.  Entre estos se levantan tres parapetos que han quedado como testigos de la roca madre. Presentan  un ancho de 4 a 5 metros en su base y 2 metros en la cumbre (Camino, 1995:83-87). 

 

 

Periodización

Se desconoce. Posiblemente en relación con el yacimiento, en el pueblo de Teifaros, se descubrieron tres fragmentos de catillus y una meta casi integra que estaban en poder del alcalde pedáneo de la aldea (Camino, 1995:83-87).  

Estado de conservación

Una gran zanja de saqueo atraviesa de E a W en el sector meridional del recinto. El material obtenido de estas obras posiblemente sirvió para colmatar el foso interno. En relación con estos hechos refieren el Teifaros de «un francés que muchos años, aunque en este siglo, contrató a varios vecinos para excavar con la intención de buscar oro» (Camino, 1995:83-87)

Leyendas y tradiciones

Es considerado una fortificación de los antiguos por los vecinos de la zona (Camino, 1995:83-87)

Bibliografía

CAMINO MAYOR, J. (1995), Los castros marítimos en Asturias, Fuentes y Estudios de Historia de Asturias, 7, RIDEA, Oviedo. pp. 83-87

FANJUL PERAZA, A.(2004) Los Castros de Asturias, una revisión territorial y funcional. Ayuntamiento de Teberga. 

GONZÁLEZ Y FERNÁNDEZ-VALLES, J. M. (1976), Miscelánea Histórica Asturiana. Oviedo.

 

Share This